20.10.19

Castillos de Inglaterra

¡Hola! Aquí estoy de nuevo con el post semanal aprovechando que es domingo y que, como se supone que va a ser lluvioso, nos vamos a quedar en casa cocinando, estudiando un poco y viendo algo en Netflix. ¿Qué os gusta hacer a vosotrxs los domingos que os quedáis en casa? 

¡Tengo tantas entradas pendientes que no sé cuales priorizar! Por una parte me encanta seguir subiendo post sobre el viaje a Japón, pero también me gusta ir alternando y además tengo pendientes bastantes viajes que me gustaría compartir por aquí... ¿me ayudáis a elegir el siguiente post? Las dos opciones son: nuevo post de Japón (creo que toca Kyoto) o empezamos con el viaje a Viena. Escribídmelo en los comentarios, please.

El penúltimo día que estuvimos en Escocia nos animamos a hacer otro tour como el que hicimos a las Highlands con la misma compañía, ViajarPorEscocia.com. Teníamos pensado hacer un recorrido por los castillos de Escocia pero nos decidimos tarde y ya estaba completo, así que pasamos la frontera para ir a ver otros castillos a Inglaterra. Esta excursión fue más corta que la anterior, de 10 horas en lugar de 12. Penaréis que dos horas de diferencia no son nada, pero la distancia que recorrimos fue más corta y las paradas más largas así que nada que ver porque al menos pudimos estirar las piernas durante más rato.
Nos paramos en el primer pueblo inglés que hay después de la frontera con Escocia donde se supone que hay una muralla muy antigua que no se aprecia demasiado bien; en realidad era una parada técnica para que nos moviéramos un poco y pudiésemos estirar un poco las piernas antes de llegar al Castillo de Alnwick. Este castillo es el más grande e impresionante que he visto, pero lo mejor es que allí se grabaron las escenas de exteriores de Harry Potter como cuando aprenden a volar en escoba en La Piedra Filosofal, y yo más feliz que una niña con un caramelo. También se ha usado para el rodaje de otras películas y series como Downton Abbey. Esta fascinante fortificación fue construida en el año 1096 y actualmente pertenece al Duque de Northumberland. Pudimos entrar y ver una parte de su interior pero personalmente lo mejor está fuera así se pueden admirar bien tanto la fortaleza como las vistas desde las murallas.
Ya os podéis imaginar que, al ser un lugar famoso por el rodaje de algunas escenas de Harry Potter lo han convertido en una atracción para los fans. Dentro hay bastantes actividades relacionados con las pelis y otros talleres dirigidos a niños, y otras para adultos como tiro con arco. Pero nosotros preferimos tomar algunas clases de vuelo con una escoba mágica ;)
A varios metros del castillo están los jardines, construidos en 1750. Nosotros pagamos la entrada al castillo y a los jardines pero la verdad es que no recomiendo los jardines pues no son gran cosa. Dentro de los jardines hay una zona llamada Jardín Venenoso donde se encuentran las plantas tóxicas y venenosas. Me hubiese gustado verlas pero hay que pagar otra entrada a parte para entrar y tiene que hacerse en grupos.

Ya fuera de los jardines, justo en la entrada a las tierras del Castillo y donde nos dejó el autocar, se encuentra la casa del árbol más grande de Europa. Dimos un paseo breve por ella pues la dejamos para al final, pero yo recomiendo pasar de los jardines e ir directamente a esta cabaña para poder explorarla con más tiempo porque es una pasada y vale la pena.
El Castillo de Bamburg se alza junto a la playa y también es muy antiguo, tiene mucha historia y se ha usado para grabar películas como Robin Hood o El Cid, pero personalmente lo que más me gustó fueron las hermosas vistas que dan al mar. Como ya habíamos entrado en el de Alnwick decidimos no pagar la entrada pues yo, a pesar del viento, prefería invertir el tiempo en bajar a la playa y andar un poco por la arena. Hay que pasar por unas dunas pero el acceso no es muy complicado y realmente fue muy placentero pasear tranquilamente por la orilla con el tranquilo mar a un lado y el castillo al otro. Los últimos 15 minutos los pasamos en un pequeño campo verde artificial que se usa para jugar al criquet en el lado opuesto a la playa, y que separa la fortaleza del pueblo.

De regreso a Edimburgo nos paramos en un pequeño pueblo llamado Etal. Para mi fue otra parada técnica innecesaria además empezó a hacer mal tiempo, pero al menos pudimos andar un poco y ver las ruinas de lo que queda de su castillo. 



¿Habéis estado en algún castillo? ¿Os gustan estas fortalezas o pasando? ¡Nos leemos!

Feliz domingo

9 comentarios

  1. Que maravilla de sitios, cielo
    Besos
    Www.masqueropa.blogspot.com

    ResponderEliminar
  2. Holaaa! Es un lugar precioso, ademas la magia que proyecta,
    yo me hubiera vuelto loca tomando fotos estilo harry potter
    y eso que no me considero super fan ~ pero si disfruto mucho
    las peliculas.
    Hermoso lugar!

    ResponderEliminar
  3. adoro los castillos, gracias por compartirlo y la foto de la escoba me ha encantado, que graciosa

    ResponderEliminar
  4. Ayyyyyyyyyyyyyy con lo fan que soy de Harry Potter, me encantan esas fotos.
    Respecto al post entre Japón y Viena, ufffff, qué difícil, ambos me van a gustar. No sé, quizás Japón para cerrar el círculo pero cualquiera estará genial.
    Muy feliz jueves.

    ResponderEliminar
  5. Hola guapa! qué preciosidad, con lo que me gusta a mi un castillo.. y el entorno me parece maravilloso. Muchas veces pasan esas cosas en los viajes, que nos decidimos tarde y ya no podemos hacer el plan que teníamos pensado, pero bueno, lo importante es aprovechar el tiempo igualmente y saber improvisar. Con respecto a mi opinión sobre tu próximo post, pues te diré que hagas el que más te apetezca en el momento, al fin y al cabo si no estas inspirada para escribir te va a costar más, así que lo que te resulte más fácil en el momento. Me van a encantar los 2, seguro. Besos.

    ResponderEliminar
  6. ¡Hola! ^^
    El Castillo de Alnwick ya me parece impresionante en fotos, así que verlo en persona tiene que ser una pasada. Yo he visitado pocos castillos, y todos aquí en España.
    Besos!

    ResponderEliminar
  7. Me encanta visitar los castillos y he visitado algunos de España.

    Todo estos que muestras de Inglaterra me parecen muy interesante.

    Si me das a escoger tu siguiente entrada, me pones en un dilema.

    Me interesa todo lo relacionado a Japón y su cultura, pero por otro lado es Austría, uno de los países de Europa que más me fascina.

    Besos

    ResponderEliminar
  8. Que maravilla, y como me gustaría visitarlos todos.
    Me encanta la foto con la escoba :)

    ResponderEliminar

© 21 días en Japón y otros destinos
Maira Gall